Aprendizajes de un emprendimiento corporativo en Intercorp

En Somos Intercorp conectamos a tod@s l@s colaborador@s del Grupo para compartir aprendizajes y junt@s seguir trabajando por hacer del Perú el mejor lugar para formar una familia en América Latina.

April 26, 2021

En esta ocasión Juan Pablo Florez, Head de Productos Digitales en Intercorp, nos compartió un artículo de suma importancia para tod@s l@s colaborador@s del Grupo Intercorp que se encuentran desarrollando productos digitales, liderando emprendimientos corporativos o proyectos de innovación. Este artículo lo publicó bajo el título de Aprendizajes de un emprendimiento corporativo en su blog al cual se pueden suscribir aquí.

En este artículo Juan Pablo Florez nos cuenta 5 principales aprendizajes que se llevó luego de liderar un emprendimiento corporativo. Estos aprendizajes son los siguientes:

1. Primero Product Market Fit, después Growth

En este punto, Juan Pablo nos alerta que es muy fácil dejarnos llevar por las métricas y resultados iniciales, pero que antes es importante enfocarnos en el Product Market Fit. Esto es el "balance entre el Usuario (para quién), el Producto (cómo estás resolviendo) y la Tecnología (cómo lo vas a entregar al usuario)".

En el artículo nos recuerda que la impaciencia y presión por resultados es el peor enemigo de un emprendimiento, porque te puede llevar a tomar malas decisiones. Además, nos invita a dejar de castigar el error y verlo como una oportunidad de mejora, ya que es un proceso iterativo. También hace énfasis en que gastar mentalmente al equipo es el peor daño que se le puede hacer a un producto, ya que el compromiso se construye y no es fácilmente reemplazable. Sin equipo no hay producto.

Finalmente, agrega que para llegar a Product Market Fit hay que movernos rápido, pero debemos avanzar a la velocidad del mercado y la necesidad que se está intentando resolver. La velocidad no se impone, y si se tiene que volver a empezar, hay que hacerlo.

2. Estar en alpha es un estado mental

En esta etapa, Juan Pablo nos invita a tener licencia para equivocarnos y aprender con agilidad, pero también a preocuparnos si solo recibimos comentarios positivos, ya que podríamos estar con el usuario equivocado. A esto agrega que hay que tener muy presente que estamos buscando "errores y reacciones emocionales viscerales del producto, no de la idea". Por ello, es importante saber diferenciar entre una buena idea vs una buena ejecución.

En ese sentido, hay que tener claro que la etapa Alpha es de aprendizaje para testear, equivocarnos, aprender y corregir. Hay que considerar Alpha, más que como una etapa del proceso, como "un estado mental muy importante para todos los actores involucrados en el proyecto".

Esta es una etapa de validaciónde hipótesis y no todas las respuestas tienen que ser correctas. Mientras más rápido nos equivoquemos, más rápido llegaremos a la fórmula correcta.

3. Está bien decir NO

"Es muy fácil distraerse con nuevas y buenas ideas de cómo mejorar el producto", nos dice Juan Pablo en su artículo. En ese momento en el que muchos empiezan a dar su opinión es importante considerar:

  1. Ser receptivo a los comentarios de otros (o parecerlo)
  2. Filtrar lo que importa
  3. Mantenerte enfocado en las tareas priorizadas y objetivos

En momentos de alta incertidumbre, es fácil que el equipo se distraiga con una buena idea o un buen punto de vista. En ese sentido, "el Product Owner o Product Manager tiene que ayudar al equipo a darse cuenta que el NO es igual de importante que el SÍ".

4. Los rituales consolidan al equipo

Mantener una disciplina de rituales, con participación activa de tod@s sin excepción, ayuda a enfocar al equipo en los objetivos, el compromiso con el propósito y con el equipo. En ese sentido Juan Pablo comparte en su artículo 4 rituales que lo ayudaron mucho respecto a:

  1. Reconocer errores como equipo
  2. Celebrar el éxito
  3. Escuchar al usuario / experimentar siempre
  4. Flujos de trabajo establecidos

5. Sin convicción no hay producto

Finalmente, Juan Pablo hace énfasis en lo importante que es la convicción de todo el equipo para construir y mantener el producto. Por ello, advierte que si alguien del equipo empieza a perder convicción es necesario como líder aclarar dudas y buscar restaurar esa convicción lo más pronto posible, para no afectar la dinámica del equipo.

"Lo peor que puede pasar es tener a personas involucradas que ya no están comprometidas, que hacen sus tareas por cumplir, han perdido la motivación y no quieren estar ahí", asegura al término del artículo. Es por eso que la tarea principal del líder del equipo es mantener esa convicción entre todas las partes involucradas: "convencer que el futuro es brillante y todo es posible".

Para terminar, Juan Pablo deja claro que si por alguna razón la convicción del equipo se empieza a perder, quizás sea momento de hacer cambios. Y es que "la convicción en el producto nunca se pierde, sólo hay que reanimarla: uno nunca deja de querer a sus hijos".

Les recomendamos leer el artículo completo Aprendizajes de un emprendimiento corporativo en el blog de Juan Pablo Florez y suscribirse aquí.

Tags:
Líderes

...

Últimas publicaciones