¿Cómo se verá el futuro del trabajo?

En Somos Intercorp compartimos lo que se viene trabajando en las diferentes empresas del grupo. Esta vez, les traemos un artículo de La Victoria Lab quienes han investigados el trabajo durante la pandemia y qué nos espera en el futuro.

June 4, 2021

Por Marcelo Graña y Camille Chouan

Es poco decir que la pandemia fue el meteorito que sacudió por completo los paradigmas del trabajo. Desde hace más de 1 año, nos encontramos en un experimento masivo de trabajo remoto que hasta ahora, ha sido más un intento de sobrevivir la pandemia desde casa que un modelo diseñado de manera intencional. Ahora que estamos empezando a ver la luz al final del túnel, las empresas alrededor del mundo están en un momento crítico para decidir cómo se verá la realidad del trabajo post-pandemia. 

Aunque el experimento remoto no ha sido perfecto, ha abierto puertas que no podemos ignorar. Algunas personas se han podido mudar para tener una mejor calidad de vida, otros han usado el tiempo que pasarían en el tráfico aprendiendo y muchos de nosotros hemos podido pasar más tiempo con nuestras familias. Esto ha ocasionado, según una encuesta global de BCG, que un 90% de personas quieran seguir trabajando fuera de la oficina mínimo 2 días de la semana. Por eso, sabemos que regresar a las cosas como eran antes no es una opción viable. De hecho, 70% de empresas peruanas ven la oportunidad de adoptar un modelo híbrido. 

Pero, ¿qué significa exactamente implementar de manera exitosa un modelo híbrido de trabajo? Si bien no hay una solución única para todos, desde La Victoria Lab, queremos compartir dos vectores de cambio que estamos observando en nuestra investigación acerca del futuro del trabajo que creemos que deben informar el diseño de un nuevo modelo basado en las necesidades y preferencias emergentes de los colaboradores.

Vector 1: Del trabajo centralizado al trabajo distribuido

Anteriormente, la oficina era el centro de gravedad donde se realizaba el desempeño de todo trabajador.  Con la pandemia y la normalización de la oferta remota, el trabajo está pasando de ser definido por un solo espacio físico, a ser agnóstico a la ubicación de las personas y a ser distribuido en diversos espacios. En el futuro, nos imaginamos que el mejor talento podría trabajar de manera virtual para empresas en el extranjero sin tener que mudarse y que nosotros como equipos podríamos colaborar con profesionales de orígenes diversos a nivel global.

Este futuro no está tan lejos. La startup peruana Talently ya está ayudando a profesionales latinoamericanos a potenciar sus habilidades para conseguir puestos remotos en el extranjero, sin tener que mudarse. Por si no fuera poco, la startup Israelí Deel que levantó $160 millones el año pasado, abre caminos para empresas que quieren contratar al mejor talento a precios asequibles en lugares como Perú, Filipinas, Polonia y Portugal. 

Por otro lado, al tener equipos más distribuidos, las empresas tendrán que priorizar espacios flexibles que se adapten a las nuevas modalidades del trabajo híbrido, combinando hogares equipados con herramientas de trabajo, membresías en espacios de co-working cerca de donde viven los trabajadores, y oficinas más pequeñas optimizadas para la socialización y la colaboración en persona. Existe una gran oportunidad para potenciar nuestro propósito y crear una cultura de trabajo que no nos limite en un solo sitio sino que nos de la libertad de trabajar basado en las mejores prácticas de cada equipo, en función a donde cada uno se siente más creativo y productivo.

Vector 2: De horarios fijos al trabajo asíncrono


En ese sentido, no sólo se trata de pensar en dónde van a trabajar las personas. Tenemos que considerar también cómo y cuándo trabajamos. En este futuro del trabajo distribuido, pasaremos de un modelo en equipo basado en horarios programados y sincronizados a uno de productividad asíncrona, es decir, con la habilidad de trabajar en equipo a ritmos individuales y distintos durante el día, sin depender del trabajo simultáneo. 

Hoy, nuestro día-a-día es un sinfín de reuniones virtuales. Esto sucede porque muchos de nosotros hemos caído en el patrón de replicar en nuestras pantallas la experiencia que teníamos en la oficina, donde todos trabajamos en el mismo lugar al mismo tiempo. Después de más de un año, sabemos que este ritmo fatiga mucho y no es sostenible a largo plazo. Los equipos que mejor están llevando el modelo asíncrono dependen cada vez menos de interacciones simultáneas y lo hacen a través del trabajo abierto, documentado y colaborativo. Para esto, existen herramientas como Murmur, una start-up que ayuda a los equipos a alinearse y formar cadencias para colaborar de manera más autónoma y remota. 

También, hemos aprendido que lo que más extrañamos del mundo físico no son las oficinas sino esas conversaciones casuales del día a día, esos momentos con café en mano que iban más allá del trabajo. Es por esto que estamos viendo el éxito de herramientas digitales como Hopin, Around y Gather, que ayudan a crear experiencias más humanas y menos aislantes en el mundo virtual.

El futuro del trabajo flexible y fluido 

Más que predecir el camino que debemos tomar, estos dos vectores de cambio hacia espacios y horarios distribuidos nos ayudan a pensar en las diferentes oportunidades que están surgiendo. Hace una década, hubiese sido imposible imaginar que íbamos a poder ver televisión sea donde sea que estemos o en los horarios que más nos convengan. Lo mismo que pasó con la industria del entretenimiento está pasando ahora con el trabajo y tenemos la gran oportunidad de adelantarnos a este futuro flexible y fluido. El modelo híbrido que podemos construir tiene que estar basado en las nuevas necesidades de las personas en nuestros equipos y el futuro talento. 

Para cerrar, queremos dejarlos con dos preguntas que deberíamos de hacernos al momento de pensar cómo queremos que se vea el futuro del trabajo en Intercorp. Primero, ¿cómo escuchamos activamente a nuestros equipos para diseñar un modelo de trabajo centrado en las necesidades de las personas? Al poner a las personas siempre al centro de nuestras decisiones, nos aseguraremos de mantenernos relevantes para el talento en el futuro.  Segundo, en un mundo donde trabajamos de manera cada vez más virtual, descentralizada y globalizada, ¿cómo diseñamos un modelo de trabajo que cuide y potencie nuestra cultura y nuestro propósito en Intercorp? 


Para más información, visita nuestro toolkit digital acerca del futuro del trabajo

Tags:
#Comparte

...

Últimas publicaciones